claves estar en forma

Cada día somos más conscientes de la importancia de estar sanos y en forma, pero pese a intentarlo, la mayoría no lo conseguimos y no sabemos qué es lo que falla, habiendo probado dietas que nos han suministrado nuestras amistades o por Internet junto con algo de ejercicio físico y en el mejor de los casos, hemos perdido algo de peso que hemos recuperado a los pocos meses.

¿Por qué no consigo perder toda esa grasa definitivamente? ¿Por qué no consigo desarrollar o tonificar esas zonas para mejorar mis formas? Seguro que nos lo hemos preguntado todos muchas veces buscando la fórmula de la solución a nuestro problema y descubrir qué es lo que falla para poder disfrutar del cuerpo de nuestros sueños para siempre.

Tan sólo debéis incorporar a vuestra vida estos hábitos:

 1. Lleva una alimentación saludable

alimentos para bajar de peso

La mayoría de las dietas fracasan porque son demasiado restrictivas y no se pueden realizar indefinidamente, por lo que una vez perdido el peso deseado en el mejor de los casos, uno recupera e incluso incrementa el peso inicial al producirse un estado de ansiedad por tanta privación calórica y de nutrientes.

La clave está en llevar una alimentación sana que no suponga una tortura el seguirla: elimina los fritos, dulces, grasas saturadas, salsas y alcohol de tu dieta y haz 5 comidas basadas en pescado, pollo, pavo, ternera, conejo, huevos, legumbres, vegetales, verduras, avena y 3-4 veces por semana arroz, pasta o patatas.

Una o dos comidas en semana o en su lugar, un día en la semana podéis permitiros saltaros la dieta y comer con moderación lo que os apetezca.

Recordad que lo que va a hacer que perdáis grasa es un balance negativo de calorías (que las calorías que ingiráis sean menores a las que necesita vuestro cuerpo; si son las mismas, os mantendréis, y si son superiores, engordaréis).

2. Bebe mucha agua

Para las mujeres unos 2 litros y para los hombres dependiendo del peso entre 3 y 5 litros. El agua no engorda, al contrario, ayuda a transportar todos los nutrientes a los órganos, regular la temperatura y desechar los residuos del organismo evitando la retención de líquidos, así que no te olvides como mínimo de tus 8 vasos diarios de agua. Siempre agua pura.

3. Ve a hacer la compra con el estómago lleno

¿Cómo os vais a saltar la dieta, sobre todo al principio, si cuando abráis la nevera no hay nada para ello? Ni esas patatas fritas, ni dulces, ni bollería…por eso, id siempre al supermercado con el estómago lleno y apuntado lo que tenéis que comprar y no os salgáis de ahí para evitar tentaciones en casa. Si os puede ayudar con quien vivís mucho mejor.

4. Lee las etiquetas nutricionales de lo que vais a comprar

Esto no es obligatorio, pero es una buena idea para ir aprendiendo qué es lo que engorda que no se os pasaría por la cabeza y que no. La cantidad de calorías que puede llevar una salsa césar donde el 80% es grasa o la mantequilla, o los frutos secos…

5. Haced ejercicio cardiovascular a diario

ejercicios para adelgazar

Andar rápido, correr, un poco de bicicleta, natación, elíptica, remo…durante al menos 45 minutos a un ritmo moderado acelerará muestro metabolismo, quemaréis más calorías ayudando a acelerar la quema de grasa de vuestro cuerpo, eliminar la ansiedad y bajar el colesterol. Mucho mejor en ayunas.

6. Las pesas no son tus enemigos

Las que estáis preocupadas por desarrollar masa muscular en exceso no os preocupéis porque no es nada fácil hacerlo al no tener apenas testosterona, sin embargo, si hacéis un entrenamiento de 30-45 minutos 3-4 veces en semana a 15 repeticiones con unas mancuernas trabajando todos los músculos del cuerpo con al menos un ejercicio, tonificaréis todos los músculos, eliminando la flacidez, corrigiendo esas zonas que te acomplejaban: esos glúteos caídos o falta de volumen, volumen excesivo en las piernas, brazos flácidos y ayudaréis a disimular y eliminar junto con la dieta la celulitis.

7. Con un compañero/a mucho mejor

Al principio siempre cuesta ir a un gimnasio, entrenar en casa, salir a correr o incluso comer un sano pescado con verduras, por lo que si tu familia te ayuda o algún/a amigo/a vais juntos a hacer ejercicio os será más llevadero y os iréis animando mutuamente.

8. Para garantizar el éxito, ponte en manos de profesionales

Si necesitas un empujón, acelerar el proceso lo máximo posible y la motivación suficiente para no dejarlo, puedes contratar un entrenador personal online como los de www.onlinepersonaltrainer.es que te supervise día a día la alimentación y el entrenamiento.

Ahora que se acaban las vacaciones  volviendo a la rutina y con el verano a la vuelta de la esquina, es tu momento para cambiarte por dentro y por fuera de una vez por todas de forma definitiva.

También te puede gustar

Los beneficios de incluir piña en tu dieta diaria

Todos los beneficios de la piña en nuestra alimentación